Hoy en Aragón - 18/11/2017

APA - 22 de noviembre de 2016

Ignacio López Susín: “Hay que tratar la pluralidad lingüística como una riqueza y sin prejuicios políticos”

Imprimir Noticia Imprimir Noticia

El director general de Política Lingüística del Gobierno de Aragón, Ignacio López Susín, inauguró las III Jornadas “Informar sobre diversidad lingüística en Aragón”, organizadas junto a la APA para ayudar a los periodistas a tratar con rigor las informaciones sobre  las lenguas minoritarias aragonesas. Lopez Susín resume en la idea de que la diversidad de lenguas es “una riqueza y no un problema” los fines de estas jornadas, que continuarán los próximos 28 de noviembre y 12 de diciembre con sesiones dedicadas a la situación del aragonés y el catalán.

Lopez Susin

¿Por qué se han organizado estas Jornadas desde el Gobierno de Aragón?
La actual ley de lenguas, de 2013, ya nos lo exige al señalar como una de las obligaciones de las Administraciones el apoyar la formación de los profesionales del mundo de la comunicación. Con este objetivo hemos querido empezar por lo más básico y dar a los periodistas las herramientas básicas para que puedan enfrentarse a una información relacionada con las distintas lenguas que se hablan en Aragón.

¿Y qué ideas básicas habría que tener siempre presentes para abordar estas noticias?
Lo primero conocer la realidad: que en Aragón se hablan tres lenguas, aunque su situación sea muy distinta, que además del castellano que todos hablamos son lenguas nuestras el catalán y el aragonés. El catalán tiene en sus zonas vitalidad e implantanción social y también el apoyo de la literatura, la propia y la de los otros lugares donde también se habla catalán, no solo Cataluña; mientras que el aragonés, los distintos dialectos del aragonés, está muy débil y no tiene reconocimiento, cuando se trata de un patrimonio únicamente nuestro y por ello debería tocarnos el corazón;es como si solo pudieran encontrarse edificios de arte mudéjar en Aragón.
Además, todas las legislaciones, desde la europea a la autonómica reconocen el derecho de las personas a expresarse en su propia lengua, así que con estas jornadas se pretende presentar una fotografía de nuestra pluralidad de lenguas para mostrar que es algo enriquecedor y merecen tratarse con especial sensibilidad.

¿Qué se puede hacer desde los medios de comunicación entonces para ayudar en esta cuestión?
Tratar la pluralidad lingüística como una riqueza y no como un problema y sin prejuicios políticos, que es algo que debería ser básico pero no es fácil. En los lugares donde se usan, para los ciudadanos no supone ningún conflicto, utilizan en la vida cotidiana una u otra y no pasa nada; pero en las grandes urbes y a niveles políticos creamos problemas como ver catalanismo.
Es cierto que a veces son cuestiones complejas, pero con estas jornadas tratamos de dar a los periodistas unas pinceladas para que todos los profesionales tengan algunos instrumentos de trabajo. Por ejemplo, es común utilizar en lugar de aragonés “fabla”, pero esta palabra solo significa “habla” y en si no es nada. Es bueno llamar a las cosas por su nombre.

Aparte de las lenguas propias, en el castellano de Aragón se usan palabras propias, que no se conocen en otros lugares, ¿los medios deberían utilizarlas?
Es cierto que tenemos cientos de palabras y expresiones que han quedado como residuo del aragonés en nuestro castellano, como en éste se han quedado otras del francés o el inglés, y que algunas son comunes en los medios, como reblar. Está bien utilizarlas y potenciarlas y personalmente creo que deberían identificarse, por ejemplo en cursivas, como una manera de resaltarlas y recordar su origen.

Curso lenguas

Lo cierto es que la presencia en los medios de comunicación aragoneses del catalán y el aragonés es mínima, ¿desde el Gobierno de Aragón se está trabajando para que crezca?
También es una obligación legal y todos debemos ser proactivos para que aumente. Ahora estamos hablando con distintos medios para buscar fórmulas de colaboración introduciendo secciones y espacios en otras lenguas. No se puede adelantar aún nada, pero el objetivo es que el próximo año se empiecen a poner en marcha.

Deja un comentario